Emoción, entusiasmo y alegría. Con estas 3 palabras se puede describir el sentimiento que embargó a la comunidad de Santa Cecilia de Buenos Aires el pasado 14 de agosto, cuando dio por concluida e inaugurado el servicio eléctrico.

Lo anterior gracias a la construcción de la línea monofásica que llevó a cabo el Servicio al Cliente del ICE y el Proyecto Hidroeléctrico El Diquís (PHED).

La línea monofásica estuvo compuesta por 5 km de longitud y permitió  traer el servicio energético a esta comunidad, tras años de espera. En total cerca de 40 personas se ven beneficiadas en esta  primer etapa.

En la inauguración participaron alrededor de 60 personas vecinas de la zona, así como colaboradores del Proyecto El Diquís, funcionarios de Servicio al Cliente y las cuadrillas de Redes Eléctricas que participaron en el proceso.

María Vega Castro, presidenta de la Comisión de Enlace (CdE) de Santa Cecilia se mostró muy complacida y agradecida con el esfuerzo llevado a cabo por la institución y lo resumió como un sueño cumplido. “Si ahora ya tenemos la corriente que más le podemos pedir a Dios… a todos los que nos han ayudado les doy las gracias en nombre de toda la comunidad”, indicó.

Por su parte, Enrique Córdoba, vecino de la comunidad indicó que contar con electricidad es un hecho que quedará en la memoria de todos. “Para nosotros la inauguración de este servicio es un acto inolvidable, son 43 años de vivir en esta comunidad de luchar. Soy hijo del pueblo y ver que esto es una realidad parece un sueño”, comentó.

El director del Proyecto El Diquís, Franklin Ávila Pérez; expresó que lo que habían hecho los compañeros de la organización y de Servicio al Cliente era parte de la labor y compromiso que tiene la institución con el país. “Esto es parte de la Ley Constitutiva del ICE llevarle energía a los diferentes pueblos y aunque ya nos queda poquito porque realmente ya tenemos más del 99 % del territorio iluminado, hay que seguir haciendo estos esfuerzos”.

Posteriormente, Errol Cordero, de Servicio al Cliente; comentó que era para ese departamento era un placer participar en este tipo de actividades. ”Bienvenidos al Grupo ICE, bienvenidos como clientes porque esta obra que se hizo hoy acá es gracias a El Diquís. Esto es el IC, es desarrollar comunidades, es decirle a las personas hemos estado aquí por más de 60 años y queremos seguir aquí con ustedes”, concluyó.

Finalmente se llevó a cabo un acto simbólico de encender un bombillo en la casa de la familia Beita Vega para dar por inaugurado el servicio eléctrico. De esta manera el Proyecto El Diquís y el Servicio al Cliente del ICE dan muestra del compromiso y responsabilidad comunal que tienen en la zona.